2.10.07

Hanne 105% generosa



Como ya sabreís todos, y para los que no lo sabeis, Hanne es muy generosa.
El sábado fuimos al cine con mis compañeras de piso y unas alemanas que estan de erasmus. Fuimos a ver una pelicúla romántica, de esas de lágrima fácil y final feliz. Si, lloré.
Después del cine.
Las alemanas nos dejaron pues estaban invitadas a una fiesta de cumpleaños.
Las 4, Hanne, Francesca, Zoé y yo, fuimos a dos bares. En el primero, tomamos ya contaco con los franceses..............se me había olvidado lo rancios que son.
En el segundo bar "Jeannette et les cycleurs", un bar dedicado a las motocicletas (me acordé de tí Jon) pedimos, consumimos, hablamos y pedimos la cuenta.

Conversación entre Hanne, la generosa y el camarero rechoncho:
H. ¿Cuánto es?
C. 10,00 euros
H. Cobrate 11,50 euros
(Los alemanes dan propina.)

Un grupo de chicos quería nuestra mesa, y el camarero les dijo, estas chicas se van a ir...........nosotras nos ibamos a ir................pero ellos se pusieron al pie de nuestras mesa a meternos presión......el camarero vino con las vueltas y nos fuimos.........
Llegamos a casa. Hanne abre la cartera empieza a contar el dinero y.............se da cuenta que el astuto camarero rechoncho le había dado mal las vueltas, le faltaban 10 euros, 10 euracos.....buf.......

Conclusión.
Conversación que debió de escuchar el camarero rechoncho:
H. ¿Cuánto es?
C. 10,00 euros
H. 11,50 euros de propina, guapoooooo, que gano mucho mucho dinero, me has caido bien, y te doy el 105 % sobre el precio de nuestra bebida!!!!!
C. MOLA!!

Moraleja.
Paga en cuanto te sirvan la bebida. No dejes propina en Francia.

3 comentarios:

Sara dijo...

Pero con que pago! con un billete de 100!! xq 10€ se nota rápido que faltan si pagas con menos...

bueno, seguro q o se la vuelven a dar con queso.

un beso

J. dijo...

Valga la "propina"por algún que otro "simpa" que te has marcado en garitos del botxo. Jontxu y yo fuimos testigos. Vergüenza de tus hijos.

=P

jon dijo...

Hombre Javitxu, no puede valer la propina que se ha dejado Hanne con el pedazo simpa aquel que se pegó Palo.

Yo volví tranquilamente al garito aquel y me encontré con un retrato robot de Palo sobre un papel amarillento, en el tablón de anuncios.

No me paré a mirar que ponía.